Non so chi mi tenga 7a+

Non so chi mi tenga 7a+
Valle dell´Orco-Italia

lunes, 2 de febrero de 2009

Expedición Andaluza- Pamir 2007.

Sentados en el patio de una tradicional casa tayica,
bajo la sombra de una frondosa parra y a casi 40
grados de temperatura, parece mentira que hace
apenas diez días tuviésemos que separarnos, tras tomar una
difícil decisión en el campo 3 del Korcenevskaya. Hasta entonces
todo había ido sobre ruedas...

Después de un vertiginoso vuelo en helicóptero llegamos al
Campo Base el 25 de Julio de 2007, en apenas tres horas
habíamos pasado de 700 a 4.300 metros de altitud. El pelotazo
estaba garantizado. La ubicación del Campo Base es privilegiada
para atacar un gran número de montañas, al Sur el Comunismo
(Ismoil Somoni), al Norte el Korcenevskaya, y al Este el
Voroviev y el Chetirek, todo un espectáculo.


Voroviev (5.691 m.)
Habíamos dedicado los primeros días a pasear y estudiar
las rutas de ascenso, y el cuarto día de estancia en el base nos
lanzamos a por el primer objetivo, el pico Voroviev de 5.685
metros, que cuenta con un único campamento a 5.200 metros.
Desde allí y en una ascensión nocturna, iluminados por la luna
llena, hacíamos cumbre a las 5:00 a.m. del 30 de Julio. El
Vorobiev es un pico fácil, sin ninguna dificultad técnica que nos
pareció ideal para comenzar la aclimatación.


Chetirek (6.299 m.)
Tras un día y medio de descanso partíamos a través del
glacial Movskina hacía el Campo 1 del Pico Chetirek a 5.000 m.
de altitud. El tiempo había empeorado y nos encontrábamos
solos en la montaña. El día siguiente, con viento fuerte y nubes
montamos el Campo 2 a 5.700 m. La inestabilidad del tiempo
nos hace dudar de nuestras posibilidades al día siguiente. Con
las primeras luces afrontamos las continuadas pendientes de
nieve (30º mantenidos y un resalte máximo de 50º) hasta toparnos
con el paso clave, un mixto de III (30 metros) a más de
6.000 metros que da paso a la elegante arista cimera. Hacía el
medio día del 3 de Agosto alcanzamos, entre nubes, la venteada
cumbre. Al día siguiente llegamos al Campo base después
de una noche en Campo 1, con la fase de aclimatación terminada
y motivados para atacar el Korcenevskaya.


Korcenevskaya (7.105 m.)
El día 7 de Agosto iniciamos el ascenso hacía el pico Korcenevskaya,
se une a nosotros Pito, uno de los compañeros de
la cordada catalana. Ascendemos con normalidad y tiempo estable
hasta campo 3 a 6.300 metros. Hasta aquí la ruta ha sido
variada, con cuerda fija en los tramos más complicados (seracs,
grietas y zonas expuestas a la caída de piedras). Nos
acostamos con la seguridad de hacer cumbre al día siguiente,
pero todo se frustra con un brusco e inesperado cambio de
tiempo. Durante los siguientes dos días el viento es muy fuerte
y se producen nevadas débiles pero continuas. Después de la
segunda noche, viendo que será imposible hacer cumbre ese
día y que los víveres escasean, llega el momento de tomar una
decisión, acertada o no, la opción que en ese momento nos
parece más razonable es que yo me quede una noche más
para intentar cumbre con el grupo vasco que había llegado a
Campo 3, y Rafa y Pito bajen al Campo Base donde llegan ese
mismo día.
El día 12 con el tiempo algo más estable empiezo a abrir
huella junto a Kami, Josu y Xavi, son las 6:30 a.m. y hasta las
nueve no somos relevados en esta tarea. A aproximadamente
7.000 metros dejo la huella de la ruta normal y subo a cima
directo por el espolón de roca y nieve, a las doce y media estoy


en la cima junto a los compañeros vascos, tres rusos y su guía.
Tras las fotos de rigor, nos lanzamos hacía campo tres, los
vascos deciden descansar allí y yo desciendo hasta campo uno
impulsado por el hambre. Esa noche tendré que conformarme
con una aspirina, agua fría y un trozo de chocolate.
El día trece estoy junto a Rafa en el base para desayunar
y celebramos con unas «baltikas» la cumbre de este sietemil.
A partir de entonces el tiempo se vuelve muy inestable con
vientos fuertes y variables y continuas nevadas que cargan de
nieve la ruta del Comunismo. Esto, junto con otras circunstancias
hacen que desistamos de intentar su cumbre. Una montaña
que se nos ha hecho grande para un ataque ligero como el
realizado en las tres anteriores. No sabemos exactamente que
nos ha faltado para asumir el compromiso que requiere una
montaña como esta, lo que si sabemos es que nuestro amigo
Salazar nos lo hubiera dado.
GRACIAS A TODOS AQUELLOS QUE NOS HAN APOYADO
Y DE LOS QUE HEMOS APRENDIDO.


Montañas Altitud Cumbre
Voroviev 5.691 m.
30-07-2007
Chetirek 6.299 m. 03-08-2007
Korcenevskaya 7.105 m. 12-08-2007

No hay comentarios: